auditando el proceso creativo 02

Ferran Adrià y su ‘Auditando el proceso creativo’: ¿Qué aprendimos del chef visitando su exposición?

28 enero, 2015 Destacados No hay comentarios
0 Shares Twitter 0 Facebook 0 LinkedIn 0 Google+ 0 Pin It Share 0 StumbleUpon 0 0 Shares ×

Una mente inquieta necesita estímulos y distracciones continuas de las que alimentarse para poder conseguir hacer cosas de embergadura. En Okisam somos grandes devoradores de todo tipo de contenido e intentamos, a la vez que lo disfrutamos, buscar la forma de aplicar lo que aprendemos en los distintos frentes laborales que tenemos abiertos.

 

Visitar la exposición ‘Auditando el proceso creativo’ de Ferran Adrià en la Fundación Telefónica (Madrid) fue todo un vapuleo mental. Lo primero que nos impresionó fue la cantidad de material físico sobre el proceso creativo que hay expuesto. Esto nos dio la primera lección o más bien nos recordó algo que ya sabemos; hay que trabajar SIEMPRE con libretas, apuntarlo todo, hasta las ideas más locas. Lo que no escribamos desaparecerá y se olvidará.

 

La segunda cosa que más nos impactó fue cómo Adrià no se ha dejado llevar nunca por la vorágine de fama y trabajo. Siempre ha encontrado el tiempo para parar, cerrar, pensar, auditar, analizar, mejorar, probar e investigar. Esto nos recordó la importancia de establecer espacios de trabajo que estén dedicados única y exclusivamente a NOSOTROS.

 

¿Qué estamos haciendo? ¿cómo lo estamos haciendo? ¿qué resultados tenemos? ¿qué querríamos hacer? ¿qué no estamos haciendo? ¿cómo funciona mi equipo? ¿cómo querría que funcionara? ¿qué indicadores tengo? ¿a dónde quiero llegar? ¿qué estrategia debo seguir?

 

Si no paramos, cogemos aire, revisamos y actualizamos, no podemos mejorar. Seguiremos siendo lo que somos durante años, pero con la evidencia de que caducaremos tarde o temprano. Nosotros somos nuestro mejor cliente y debemos cuidarnos de esa manera.

 

auditando el proceso creativo 01

 

Otra cosa que nos llamó mucho la atención fue cómo de en serio (que no suene mal) se toma Adrià su trabajo frente El Bulli. En sus veinte años de trayectoria ha llegado a puntos increíbles de fama y trabajo y no ha dejado que las burbujas del champán le nublen.

 

Su objetivo era conseguir ser mejor y consideró que su trabajo debía ser excelente, para lo que invirtió mucho tiempo y dinero en tener un equipo a su altura, en investigar, en reinvertir beneficios en I+D, en reinventar procesos, utensilios, ingredientes y platos… El proceso es infinito. Y lo hizo siendo ‘solo’ un cocinero. Lo decimos así porque hay quien se ríe un poco de esta disciplina comparándola con otras de índole científica, por ejemplo.

 

Pero el lo hizo. Él se tomó desde el minuto uno muy en serio su trabajo y el de su equipo, tanto que llevó a El Bulli a convertirse en una marca global, en un símbolo de algo más allá de la cocina. De aquí extraemos el tercer aprendizaje; debemos tomarnos en serio, trabajar como si lo que tenemos entre manos fuera lo más importante de la faz de la Tierra, como si no hubiera nada ni nadie que pudiera hacerlo por nosotros. Solo con esa seriedad y ese compromiso alcanzaremos lo que deseamos.

auditando el proceso creativo 03

 

El asunto en sí de la grandísima exposición, la creatividad, nos hizo pensar y mucho. Ver cómo desde El Bulli han invertido tanto tiempo en encontrar el camino adecuado para canalizar las ideas, cómo organizarlas, cómo llamarlas, cómo elegirlas, cómo testarlas… Nos hizo pensar en la importancia de describir y establecer procesos para cualquier parte del trabajo que realizamos.

 

Si bien disponemos de nuestras propias dinámicas de trabajo, la creatividad no es de las que más ‘cerradas’ a un proceso tenemos. Tras ver la exposición fue imposible no pensar en cómo implementar nuestros procesos para conseguir mejores resultados, ¿seremos capaces de auditar nuestra creatividad?

Por lo tanto, tras salir del gigantesco espacio que Telefónica dedica a esta increíble exposición (y que os animamos a visitar si pasáis por Madrid) nos quedaron varias ideas claras;

 

  • Debemos dedicarnos tiempo a nosotros. A pensarnos, cuestionarnos y mejorar. A trabajar por la innovación, pero no de cualquier manera, sino con tiempo.
  • La seriedad y la pasión por nuestro trabajo es tan importante como el trabajo en sí y debemos preocuparnos por empapar cada proyecto de estas cualidades.
  • Procesos, procesos, procesos. Y más procesos.

 

 

0 Shares Twitter 0 Facebook 0 LinkedIn 0 Google+ 0 Pin It Share 0 StumbleUpon 0 0 Shares ×
Agencia Diseño Web 360 Okisam - Marketing online Valencia

Deja un comentario

El email es obligatorio pero no será visible para el público.

¿podemos ayudarte en algo?

Contacta con nosotros

¿Crees que podemos ayudarte con tu próximo proyecto?





Valencia