portada-calor-15

Cuatro ejemplos de cómo el mal marketing puede ser peor que una ola de calor

14 mayo, 2015 Marketing de contenidos, Marketing e-commerce 1 comentario
0 Shares Twitter 0 Facebook 0 LinkedIn 0 Google+ 0 Pin It Share 0 StumbleUpon 0 0 Shares ×

Así no se puede. No-se-puede. Con este calor no se puede ni vivir, ni trabajar, ni dormir, ni existir, sin más. Mira que nos han avisado desde hace días, pero cuando hemos visto la previsión de grados para hoy, nos hemos querido extinguir o al menos, pasar el día dando vueltas por el fresco refugio de El Corte Inglés.

Pero como eso es imposible, seguimos dándole a la tecla a pesar del calor y de la poca creatividad que surge cuando los grados del termómetro suben de forma vertiginosa.

Eso nos ha hecho pensar que el marketing mal hecho es como el calor sudoroso . Y nos ha hecho reflexionar sobre lo que se debe hacer y lo que no, lo que nos da asco y lo que no, lo que nos hace sudar y lo que no.

DEMASIADO CANSA

Un poco de calor nos gusta a casi todos. Da ganas de sacar los pies al sol, de llevar vestido o pantalón corto, de disfrutar en una terraza del buen tiempo. Pero un poquito. En cuanto los grados sobrepasan los treinta, cuando rozan los cuarenta… ahí ya no.

De la misma manera, un marketing bien hecho es hasta agradable. Las campañas se te acoplan, te gustan, aciertan con lo que te muestran y te hacen sonreír. Pero cuando el marketing comienza a ser agresivo, cuando nos agobian con cuatro emails corporativos a la semana, cuando publican estupideces en las redes sociales sin cesar… ahí todos nos hartamos. Y le damos la espalda.

EL GUSTO IMPORTA

Hay quien alrededor de los quince grados, cuando el sol calienta pero no quema en absoluto, se siente feliz. Hay quien está cómodo con veinte grados y la manga corta se convierte en su aliada. Y hay quien disfruta estando en la playa, tostándose, sintiendo cómo el sol le quema.

En todo lo que tenga que ver con los clientes, el marketing debe adaptarse al máximo a sus gustos, ya que ellos nos los marcan. Y si no los marcan, no tengas miedo de preguntar. Lanza una campaña de email marketing con una encuesta en la que plantees qué frecuencia de comunicación desea y de qué temas quiere ser informado.

Adáptate a la respuesta que recibes de las redes sociales, a los momentos en los que más aperturas tienes, al contenido que mejor ha sido acogido. No te empeñes en lo que no gusta, como el calor excesivo. Busca el grado de atención (de calor) que viene bien a tu público y adáptate .

CALOR OMNICANAL

En ocasiones tenemos ganas de calor. Y buscamos de forma deliberada sentirlo. Y otras, nos refugiamos del mismo usando el aire acondicionado, con una ducha y ropa fresca. Cambiamos de opinión mes a mes, pero el calor siempre está para nosotros cuando lo requerimos…

El marketing debe ser así. Tu empresa debe ser tan camaleónica como sus clientes y sus necesidades , adaptándose a su forma de vivir. Por lo tanto, sus campañas deben estar presentes en redes sociales, haciendo remarketing, email marketing, campañas de display, etc. Cualquier canal es bueno para aparecer ante tus clientes según sea lo que estén haciendo. No importa. Y si nuestra estrategia puede ser tan omnicanal como el calor mismo, mucho mejor.

CASI IMPOSIBLE QUITÁRTELO DE ENCIMA

Cuando hace mucho calor (pero mucho mucho) parece imposible dejar de padecer. Sobre todo si vives en una zona con humedad, donde el calor se te pega a la piel como una lapa, haciéndote creer que han pasado demasiadas horas desde que te duchaste.

El marketing cuando es muy pesado, se convierte en una carga soporífera . Y si un cliente quiere dejar de ver tus campañas, si quiere devolver un producto que no le ha gustado, si quiere desembarazarse de ti… tienes que ponérselo fácil, ya sea con un servicio de atención al cliente eficaz y rápido, con un correo electrónico con respuesta, con mil canales a través de los que contactar contigo sin dificultades. No te conviertas en una mala imitación de una compañía telefónica cualquiera.

Esperamos que no solo hayáis reflexionado sobre el mal marketing, sino que durante esta lectura os hayáis olvidado un poco de este calor atenazante.

0 Shares Twitter 0 Facebook 0 LinkedIn 0 Google+ 0 Pin It Share 0 StumbleUpon 0 0 Shares ×
Agencia Diseño Web 360 Okisam - Marketing online Valencia

1 comentario

Okisam Agency dice:

[…] Cuatro ejemplos de cómo el mal marketing puede ser peor que una ola de calor […]

Deja un comentario

El email es obligatorio pero no será visible para el público.

¿podemos ayudarte en algo?

Contacta con nosotros

¿Crees que podemos ayudarte con tu próximo proyecto?





Valencia